Nacionales Politica

La Iglesia cree que habrá calma después de octubre y el Papa podría venir a la Argentina

La Iglesia anhela que después de las elecciones de octubre baje el nivel de confrontación y se avance en la búsqueda de grandes acuerdos. El deseo no es novedoso entre los obispos. Fue una constante desde la crisis de 2001, nunca concretado. La novedad es que ahora perciben un mayor consenso entre los dirigentes y una cierta disposición del actual gobierno, mezcla de virtud con necesidad. Tras las legislativas, el oficialismo seguirá careciendo de mayoría en el Congreso y los desafíos que le aguardan continuarán siendo enormes. Además de las ventajas que, creen, tendría para el país (y para el propio Gobierno), contribuiría a destrabar la demorada visita del Papa Francisco a la Argentina, que requiere -como se viene diciendo en los medios eclesiásticos- de un mejor clima político.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *