Sociedad

Reclaman justicia por una beba que murió en un incendio que no pudo ser sofocado por falta de agua

Vecinos y familiares de la pequeña de 9 meses denunciaron que los reiterados cortes de luz y falta de agua se cobraron la primera victima en un barrio en total estado de abandono

Familiares y vecinos del barrio Areco, de Virrey del Pino, La Matanza, reclaman justicia por Fiorella, una beba de 9 meses que murió el domingo último victima de un incendio que no pudo ser apagado por falta de aguay porque debido al mal estado de las calles, en su mayoría de tierra, no pudieron entrar los bomberos.

«El sábado, apenas inició la tormenta, se cortó al luz y como estuvimos así todo el domingo; nos iluminamos con velas. A las horas que se cortó la luz, se cortó el agua, los tanques quedaron vacíos, porque tenemos bomba a motor, y mi mujer salió a buscar agua a un arroyo. En ese momento mis hijos quedaron en la casa porque afuera estaba todo oscuro y una vela se cayó sobre la cama donde dormía Fiorella. Mis hijos más grandes (de 5 y 2 años) pudieron salir, pero no pudieron sacar a la beba», dijo consternado Facundo, el papá de la beba a Infobae.

Las llamas se expandieron rápido porque tomaron los colchones. El calor hizo que las puertas se inflamaran y los hermanitos de Fiorella no pudieron volver por ella. La desesperación se apoderó del barrio inaugurado en 2009 y los vecinos intentaron apagar las llamas con el agua que sacaban de las zanjas, pero no lo lograron.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *