Interes Provinciales

Transpuntano propuso reducir sus frecuencias en un 30%

El presidente de la empresa, Carlos Ponce, aseguró que este procedimiento puede durar, en total, 6 meses. De ser aprobado, advirtió que también podría implicar que despidan empleados.

La empresa de transporte urbano municipal, Transpuntano, dio el último “manotazo de ahogado” ante la quita de subsidios que determinó el gobierno nacional, una  suspensión que se concretará a partir del 1º de enero. Si bien se había anticipado a principios de noviembre, Carlos Ponce —presidente y hermano del intendente de la ciudad de San Luis— confirmó que concretaron un pedido al Ministerio de Trabajo de la Nación para implementar un “plan preventivo de crisis”. Sus puntos principales implican una reducción del 30 por ciento de la frecuencia y la posible desvinculación de personal de la empresa.

Luego de que el gobierno de Mauricio Macri (socio político del intendente Ponce) anunciara que  dejarían de enviar los subsidios al transporte a todas las provincias, Transpuntano empezó a tomar medidas para poder solventarse en los meses venideros. Por eso, Ponce anunció el 23 de noviembre  que habían solicitado al Ministerio de Trabajo de la Nación activar un procedimiento preventivo de crisis. Luego, enviaron otra nota, el 7 de diciembre, en la que pidieron una reducción del 30% del servicio. “Eso significa que no solo va a haber una disminución de la frecuencia, sino también que puede haber desafectación de personal que hoy se desempeña en Transpuntano”, advirtió.

Explicó que el procedimiento establece una normativa en la que “una vez que el Ministerio de Trabajo abra este planeamiento preventivo de crisis hay un periodo de cinco días. Luego se notifican las partes, que son la empresa, los representantes de los trabajadores —en este caso, el gremio UTA (Unión de Tranviarios Automotor)— y, como parte mediadora, el Ministerio. Hay otro lapso de diez días en el que se procederá a discutir la forma en que se llevarán adelante estas adecuaciones. En caso de que no sea exitoso, finalizado ese plazo, la ley establece que se realice una conciliación obligatoria. Durante ese tiempo, la empresa no puede despedir a ningún trabajador ni hacer ninguna sanción disciplinaria. Además, los representantes gremiales tampoco pueden realizar ningún tipo de medida de fuerza o reclamo”, explicó Ponce.

Agregó que, en total, este proceso “tiene un plazo legal de duración de aproximadamente seis meses, en el cual la empresa puede ir solucionando los inconvenientes. Esto es preventivo. No estamos en quiebra, ni en concurso de acreedores. Transpuntano sigue funcionando, lo único es que si los subsidios no van a ser remitidos, es necesario readecuar algunas cosas”.

Ponce admitió que a pesar de haber realizado un planteo al ministro del Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich, “no hubo un avance”, aunque  aseguró que están dispuestos a todo tipo de diálogo. “El intendente recibió ayer a las nuevas autoridades de la UTA y consensuaron trabajar juntos para seguir prestando este servicio”, señaló.

Aseguró que “en los próximos meses no creo que se vaya a realizar ningún tipo de desvinculación laboral. Con el aumento de la tarifa a $16, creemos que durante enero y febrero no vamos a tener problemas (la empresa igual comunicó a principios de mes su intención de llevar el boleto a $28,50), porque en esos meses nuestra frecuencia disminuye ya que no hay escuela. Además, estamos con un proceso rápido y exigente de mantenimiento de unidades”.

El titular de Transpuntano aclaró que el subsidio que recibe sirve para cubrir en un 45% los costos de la empresa, y el 55 restante es trasladado al pasajero con el precio del boleto. “Si no hay subsidios, es lógico que lo absorba el usuario y es lo que queremos evitar. Queremos lograr un acuerdo que permita preservar la mayor cantidad de puestos de trabajo. No queremos desvincular a nadie”, indicó

Dijo que aún no tuvieron ninguna información de lo solicitado ante el gobierno central, pero si la empresa consigue un aporte, este procedimiento preventivo dejaría de tener sentido y desistirían de hacer la presentación.

Advirtió que a fines de febrero evaluarán si son “suficientes los 16 pesos para mantener el servicio esencial; sino, recurriremos al Municipio, haremos los estudios de costos y solicitaremos una readecuación de la tarifa para el 1º de marzo de 2019”.

Problemas en todo el país

Los problemas por la quita de los subsidios al transporte están generando preocupación en todas las provincias, sobre todo en las que más población tienen; algunas adelantaron que deberán duplicar la tarifa para poder seguir en funcionamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *