Nacionales Provinciales

Encontraron al nene que corría jugando con su madre y se perdió en el desierto de San Juan

Apareció casi un día después y a 12 kilómetros de donde se extravió.

Benjamín Sánchez, de 5 años, fue encontrado con vida y en buen estado, luego de vivir una odisea: estuvo casi 24 horas perdido en el desierto sanjuanino y bajo un sol intenso.

El niño, que el domingo alrededor de las 17 se separó de su familia en el paraje El Salado, departamento Albardón (unos 30 kilómetros al norte de la capital de San Juan), fue buscado durante toda la noche y todo el día de hoy por un operativo que involucró a más de 250 personas.

Alberto Ontiveros, motociclista que ha corrido el Rally Dakar, lideró el equipo de 15 motociclistas que encontró a Benjamín.

Fue en la zona de Las Salinas, a 21 kilómetros del sitio en el que desapareció, según dijo a “Clarín” Gustavo Fariña, secretario de Seguridad de San Juan.

Ese fue un dato que causó gran confusión: algunos medios, como el diario “El Zonda”, aseguraron que el niño fue hallado a 4 kilómetros del lugar donde se perdió; otros hablaron de 12 kilómetros; algunos, como “Clarín” y, llegaron a aseverar que Benjamín apareció a 21 kilómetros de distancia.

“Tenía una corazonada. Soy papá de dos nenes chiquitos y sentí que podían ser ellos”, dijo Ontiveros.

La familia del pequeño había ido al lugar turístico a pasar el día y mientras tomaban mate, Benjamín se alejó del grupo, internándose en un desierto plagado de matorrales y espinos que transforman a la zona en un laberinto.

“Se escapó corriendo de donde estábamos como hace siempre. Cuando nuestra madre lo fue a buscar, él seguía corriendo creyendo que era un juego, hasta que desapareció”, dijo su hermana.

Durante la noche, efectivos de la Policía Federal, de la provincia, de Protección Civil y de la Gendarmería Nacional, lo buscaron en un radio de 5 kilómetros y ayer a la mañana, con la ayuda de más rescatistas, un helicóptero y drones, se amplió el rastrillaje.

Según contó el director de Defensa Civil, Alfredo Nardi, “Benjamín fue hallado por una patrulla de baqueanos que caminaron más allá del radio de 12 kilómetros establecido, siguiendo las huellas de una pequeñas zapatillas”.

Nardi dijo que el niño “estaba a la sombra de un árbol sentado y no temió cuando se le acercaron los adultos que le ofrecieron comida, pero él solo pidió agua”.

Benjamín fue trasladado en el helicóptero provincial, que aterrizó en las inmediaciones de su hallazgo, y trasladado hasta el hospital “Guillermo Rawson” en la capital sanjuanina, donde fue sometido a un proceso de rehidratación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *