Policiales Provinciales

Caso Di Marco: una maestra de Florencia cambió su versión

Dijo que cuando declaró haber recibido el comentario de que la nena era tocada por el padrastro, lo hizo bajo amenaza.

Fue una formalidad, un gesto que suelen adoptar muchos testigos al momento de declarar, y la docente María Teresa García Cobos lo tuvo. Levantó la mano derecha y respondió afirmativamente cuando el presidente de la Cámara del Crimen 2 de San Luis, Hugo Saá Petrino, le preguntó si juraba decir verdad de todo lo que le preguntaran en el juicio a Carina Di Marco, acusada de ser partícipe por omisión de los abusos sufridos por su hija de 12 años, Florencia Di Marco. Pero la testigo negó sus declaraciones anteriores, en las que había afirmado saber que su colega, Adriana Ramírez, había tenido un encuentro con la acusada, en julio de 2016, en el que la docente le comentó a Di Marco que Florencia le había referido que su pareja, Lucas Gómez, la acariciaba mucho. Por esa razón, y ante la duda de que García Cobos haya incurrido en falso testimonio, el fiscal de Cámara 2, Fernando Rodríguez, solicitó que hagan una compulsa (copia del expediente) y la envíen al juzgado Penal en turno, para investigar.

Además, el representante del Ministerio Público Fiscal le solicitó a la Cámara que  también giren las actuaciones para establecer si un policía de Mendoza amenazó o ejerció algún tipo de presión sobre García Cobos, tal fue lo que ella aseguró ayer. “Es un policía de Mendoza, morrudo, grandote. Lo conozco porque persigue delincuentes, pero no sé su nombre”, aclaró la maestra, que no pudo aportar más datos del efectivo que presuntamente le habría dicho que la metería presa si ella no decía que tenía conocimiento de los dichos de Florencia a su compañera Ramírez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *