Nacionales Politica Provinciales

El paciente con la variante Ómicron en San Luis sigue sin síntomas

El hombre permanece aislado en su casa de Villa Mercedes. Se aislaron a 4 contactos estrechos que, hasta ahora, no presentaron síntomas de COVID-19. Desde el Ministerio de Salud informaron a Infobae que volverán a testearse en los próximos días

El primer paciente con la preocupante variante Ómicron del coronavirus que fue detectado en la Argentina se sigue recuperando bien y sin síntomas. Permanece aislado en su hogar en la ciudad de Villa Mercedes, provincia de San Luis, donde reside.

El hombre arribó al país el 30 de noviembre y el 5 de diciembre se detectó que estaba contagiado con el linaje detectado en Sudáfrica.

Las personas que fueron contactos estrechos del hombre (su mujer, sus dos hijos y el remisero que lo trasladó desde el aeropuerto) también continúan aisladas y no han sido diagnosticadas con el coronavirus por el momento. Se les volverá a realizar un testeo en los próximos días.

Esta mañana, Juan Talla, jefe del Laboratorio de Salud Pública Dalmiro Pérez Laborda de la provincia de San Luis, señaló que el hombre se encuentra aislado y nunca manifestó síntomas de COVID-19. “Se encuentra aislado. Nunca tuvo síntomas”, afirmó y agregó que “se le hizo hisopado en el domicilio”.

El hombre siguió todos los protocolos y se aisló en su casa desde que llegó después de haber estado en Sudáfrica. Ejerció una “buena responsabilidad ciudadana: ya estaba vacunados y se contactó para que lo hisopen. La verdad que es un caso digno para destacar”, dijo Talla en contacto radio Open de Posadas.

El hombre que fue diagnosticado con la nueva variante de preocupación Ómicron había regresado al país el 30 de noviembre. Se realizó test de PCR previo al viaje de regreso a Argentina (adonde arribó vía Estados Unidos) según los protocolos establecidos, con resultado negativoSe realizó también al arribo un test de antígenos para SARS-CoV-2 en Aeropuerto Internacional de Ezeiza, también con resultado negativo. Luego, se trasladó en un remise desde el Aeropuerto de Ezeiza hasta San Luis, y había entrado en aislamiento como viajero. También entraron en aislamiento las tres personas con las que convive.

“El paciente -en base al reporte de la autoridad sanitaria de San Luis- sigue sin síntomas y en aislamiento. También están en aislamiento sus contactos estrechos, quienes se hicieron el testeo por PCR y han dado negativo. Se les volverá a hacer testeos para hacer seguimiento”, informó hoy a Infobae la directora nacional de epidemiología del Ministerio de Salud de la Nación, Analía Rearte.

“Tanto el paciente como su familia han demostrado una responsabilidad extrema en el cuidado de prevención. Hicieron todo lo que se indica hoy para la situación de viajeros”, remarcó. Hasta hoy martes no hay ningún otro caso de COVID-19 con la variante Ómicron identificada en el país, según Rearte.

Después de su llegada, el hombre se enteró el jueves 2 de diciembre que las personas con las cuales había estado en contacto en Sudáfrica habían sido diagnosticadas con COVID-19. A pesar de que se encontraba sin síntomas, el hombre notificó la situación al sistema de salud de su localidad en San Luis. En este contexto, fue sometido a un nuevo test de antígenos y PCR. El viernes 3 de diciembre, se supo que el resultado del testeo para COVID-19 había dado positivo. La muestra del hisopado que se le tomó fue enviada al Instituto ANLIS/Malbrán para que se le hiciera la secuenciación genómica.

El domingo 5 de diciembre, el Ministerio de Salud de la Nación informó que el estudio que hizo el Instituto ANLIS/Malbrán había permitido identificar a la variante de preocupación Ómicron del coronavirus en el hombre de 38 años. Tanto el hombre como sus convivientes habían recibido el esquema completo de vacunación.

Según la Ministra de Salud de San Luis, Silvia Sosa Araujo, el círculo familiar del paciente y el chofer del remise que lo trasladó desde el aeropuerto de Ezeiza hasta su hogar se testearon, con un primer resultado negativo, y se encuentran aislados. “Es un pasajero que ya ha viajado en otras oportunidades y por suerte no se trasladó en un transporte público hacia la provincia”, había afirmado Sosa Araujo el lunes pasado.

La ministra señaló también que el hecho de tener el “esquema completo de vacunación” y que el hombre “ya había tenido Covid en marzo 2021″, hacen que transite la enfermedad sin síntomas, a la vez que dijo: “No tiene ningún tratamiento, solo un seguimiento”. “Lo importante es que él se traslado en un auto particular porque ingresa a la provincia en remise y no viajó en medios públicos. El chofer también fue aislado preventivamente”, señaló la funcionaria.

“Por el momento, no hemos detectado la variante Ómicron en otros pacientes con COVID-19 en el país. La mayoría de los casos que hoy se confirman son por la variante Delta -informó la doctora Rearte en diálogo con Infobae. A partir de la aparición de las nuevas variantes, le estamos pidiendo a las provincias que manden las muestras para secuenciar cuando tengan brotes o cuando registren aumentos inusuales de casos. También estamos promoviendo que se realice un tipo de PCR que permite sospechar la presencia de Ómicron, para no esperar el tiempo que lleva la secuenciación”.

De acuerdo con la funcionaria, desde el Ministerio y con el Consejo Federal de Salud hay diferentes medidas que se están implementando para retrasar el potencial avance de la variante Ómicron del coronavirus, que también serían útiles para desacelerar la pandemia en general. Las medidas son diferentes a las que se tomaron cuando en mayo pasado se empezaron a detectar los primeros casos con la variante Delta del coronavirus, que es más transmisible que las anteriores. En cuanto a Ómicron ya se sabe que aumenta el riesgo de reinfección en personas que aún no están vacunadas.

“En mayo pasado, aún no había alta cobertura de vacunación en la población como la que hay ahora en Argentina, y hubo medidas para la reducción de los viajes desde el extranjero. Luego, se fueron relajando las medidas. Hoy la mayoría de los casos son por Delta, pero hubo un avance lento y no crecieron las hospitalizaciones”, afirmó la funcionaria.

“La mayoría de los casos de Ómicron son de África. Si viene una persona desde Europa a la Argentina y tiene COVID-19, lo más probable es que tenga Delta. Por la situación actual hoy el aislamiento obligatoria es para los viajeros desde África. Sin embargo, a partir de la reunión de ayer lunes con el Consejo Federal de Salud hemos recomendado que todas las personas que vengan de cualquier país se hagan un test de PCR al tercer y al quinto día después del arribo, además que se haya realizado un test previo con PCR y tengan la vacunación completa. Las variantes llegan. Lo único que se puede hacer es retrasar su avance. Mientras tanto, también estamos diseñando diferentes estrategias para convocar a los grupos que aún faltan vacunar o completar el esquema, a seguir usando de manera adecuada el barbijo y a incluir la ventilación cruzada y permanente en lugares cerrados”.

El primer caso de la nueva variante Ómicron fue reportado el 11 de noviembre en Botsuana, y luego el 14 de noviembre en Sudáfrica. En pocos días, pasó a ser la variante predominante. El 26 de noviembre, la Organización Mundial de la Salud (OMS) designó a la variante B.1.1.529 como una variante de preocupación y le puso el nombre con la letra griega “Ómicron”.

El sábado pasado 4 de diciembre, las autoridades de Brasil también notificaron un caso de la nueva variante en el estado de Rio Grande do Sul, que limita con Uruguay y Argentina. Al 6 de diciembre, la variante Ómicron ya se había detectado en personas con COVID-19 en 40 países.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *